Enviar Imprimir
Por la Sierra del Sueve y el Parque Natural de Ponga
Km 0
Km 0
Por la Sierra del Sueve y el Parque Natural de Ponga (Oriente de Asturias)
124,6 kms
Coche 5 días
Trazado de la ruta

Al amparo del gran 'paraguas' paisajístico que es Picos de Europa, hay otras montañas orientales como la Sierra del Sueve o las del Parque Natural de Ponga que son igualmente seductoras.

Resumen Por la Sierra del Sueve y el Parque Natural de Ponga

Picos de Europa es quizá la cordillera asturiana más conocida, pero a su sombra, cerca de las estribaciones de esta Reserva de la Biosfera, se alzan otras sierras de gran valor ecológico y paisajístico que también gozan de diferentes figuras de protección. Municipios como Ponga, Parres, Piloña y Caravia se han desarrollado bajo su influjo.

21,4 kms
Día 1 San Juan de Beleño – Taranes – Mestas

Día 1: El territorio situado más al sur es Ponga, con su Parque Natural, que sirve de frontera a los Picos de Europa. Naturaleza, quesos de gran calidad y aguas termales son sus tres principales atractivos. El concejo tiene dos accesos diferentes: la AS-339 desde la N-634, a la altura de Sevares, o la N-625 desde Cangas de Onís. La capital del municipio es una pequeña villa rural llamada San Juan de Beleño, puede ser un buen punto de partida. En los pueblos de Ponga se cura el queso de Los Beyos, una variedad muy apreciada que se elabora con leche de cabra, oveja o vaca. Hay decenas de rutas para explorar. Quizá la más conocida sea la del Bosque de Peloño, un gran hayedo atravesado por una senda de 24 kilómetros. Pero hay otras opciones, como la ruta al Tiatordos desde Taranes (16 kilómetros a recorrer en siete horas), o la Senda del Cartero, que tiene una variante corta de casi 4 kilómetros y se recorre en 3 horas, ya que es un camino de piedra poco definido. En la zona baja, están las aguas termales de Mestas, que pueden ser un excelente reconstituyente tras una jornada de montaña.

41,6 kms
Día 2 Mestas – Alto de la Llama

Día 2: De regreso a Piloña por la AS-339, se puede realizar una parada en Villamayor para descubrir la iglesia de Santa María, un templo de origen románico que nació ligado a un convento benedictino del que hoy no quedan restos. Después, se puede continuar hacia la Sierra del Sueve, hábitat natural de los asturcones, a través de la AS-259, una carretera que parte de la N-634 a las afueras de Villamayor. Si el viaje se organiza coincidiendo con el tercer sábado de agosto, se podrá disfrutar de la Fiesta del Asturcón en la Majada de Espineres. Si el viaje tiene lugar en otro momento del año, existen diferentes rutas que permiten conocer el entorno y quizá avistar algún ejemplar salvaje. Dos opciones son la senda desde El Alto de La Llama hasta la propia Majada de Espineres o la de Miyares al Pico Ordiyón.

27,8 kms
Día 3 Alto de la Llama – Arriondas
Día 3: La Sierra del Sueve se extiende hacia Parres, cuya capital, Arriondas, es además mundialmente conocida por ser el punto de partida del Descenso Internacional del Sella, popularmente denominado como la Fiesta de Les Piragües. Antes de llegar a tan sólo 6 kilómetros de Arriondas por la PR-3, está Llames de Parres, una localidad en la que se encuentra la iglesia de San Martín de Escoto, un monumento histórico-artístico del siglo XVI. Una visita a Arriondas bien merece la ocasión de alquilar una piragua y lanzarse al río para imitar a los profesionales. Multitud de empresas de aventura ofertan esta actividad. Más opciones de turismo activo en Parres son la espeleología, las rutas en quad, a caballo, en bicicleta de montaña o la práctica de paintball. Otra alternativa consiste en recorrer alguna ruta cerca del Sueve, como la de Majadas del Sur.
26,5 kms
Día 4 Arriondas – Prado

Día 4: Desde Arriondas parte la AS-260, que desemboca en el mar tras cruzar El Fito. En su cumbre un mirador, con una singular forma arquitectónica, presenta una vista privilegiada del centro de Asturias, del mar y la montaña, y un área recreativa. Quien tenga gana de caminar puede ascender al Pico Pienzu, que con sus 1.161 metros de altitud es la cota más alta del Sueve. Desde El Fito, la ruta se completa en unas tres horas y media. Al otro lado de la montaña, descendiendo la AS-260, se asienta Caravia, un concejo con dos playas de gran belleza, La Espasa, habitual para surfistas y pilotos de cometas que organizan todos los años un festival, y El Arenal de Morís, ambas conectadas por una atractiva senda costera. En su capital, Prado, se encuentra la iglesia de Nuestra Señora de la Consolación, del siglo XVIII, y en la localidad de Carrales, la iglesia de Santiago de Caravia, del siglo XVII. Esta zona es típica de indianos y, por tanto, tiene multitud de ejemplos de arquitectura indiana, aunque son de propiedad privada y no se pueden visitar. Algunos son la Casa de los Hermanos Prieto, Villa Concha, Villa Rosario o la Casona de González-Cutre.

7,26 kms
Día 5 Prado – Colunga

Día 5: Las dos últimas opciones para adentrarse en el Sueve son los municipios de Colunga y Ribadesella. En Colunga, concretamente en las antiguas escuelas de Gobiendes, se ha habilitado un centro de interpretación de la sierra que relata las singularidades de su flora y de su fauna, y que es interesante visitar para conocer las peculiaridades de esta Sierra, que es la montaña de más altitud más cercana al mar que hay en Asturias, y en la que tanto por Parres, Colunga, por Caravia o por Ribadesella se pueden realizar rutas a pie, en bici, a caballo, o en coche.