Blog turístico de Asturias
Descubre en moto el occidente de Asturias y sus rincones
19 jul 2016

Sonia Barbosa Silva

Nuestra ruta en moto se inicia en pleno corazón del paraíso, donde el extenso concejo de Cangas del Narcea recibe al visitante con su monumental e imponente Monasterio de Corias. Considerado en el S.XII como el edificio monástico más importante de esta zona. Se trata de un impresionante monasterio declarado Monumento Histórico-Artístico Nacional, también conocido como 'El Escorial Asturiano' hoy reconstruido en un Parador. Sus sótanos son un precioso museo en el que se pueden ver restos arqueológicos de la primera construcción, que data de principios del siglo XI. Desde las ventanas de las habitaciones, las vistas al paisaje montañoso y al Río Narcea son espectaculares. También merece una visita la iglesia, de amplios espacios al estilo toscano y un gran retablo barroco.

Alto del Acebo en Cangas del Narcea

Una vez que hayamos destapado tan asombroso descubrimiento nos encaminaremos unos 12 kilómetros en ascenso hasta un lugar que no puede faltar en nuestra ruta: el Santuario del Acebo. Una de las mejores atalayas de Asturias e íntimamente ligado a una mujer: María ´la Avellanera´, la cual recibió este sobrenombre por haber pasado 25 años de su vida vendiendo el citado producto. Se ha convertido en todo un icono en el concejo y una visita al Santuario no estaría completa sin su presencia. Allí se encuentra día tras día hablando con todo el mundo. Conocerla es quererla y, con su carácter jovial, no nos iremos sin que nos haya arrancado una sonrisa, os lo aseguro.  No entiende de horarios, sólo de emociones, y sus arrugas denotan el paso del tiempo por una persona que ha sabido salir adelante y sacarle el mayor jugo a la vida.

Desde este rincón obtendremos una perspectiva de casi 360 grados y en días despejados, el azul del cielo se acompaña del verde de los prados que, a modo de alfombra, se extienden sobre el terreno creando un espacio idílico. El descenso podemos hacerlo por el Castro de Limés surcando el otro lado de la ladera y explorando nuevas vistas para llegar de nuevo a Cangas del Narcea.

Vega de Pope será nuestro siguiente destino. Allí, rescataremos del olvido una de las profesiones más antiguas que se conocen, la de molinero, y es que a pie de la carretera AS-15, alimentándose de las aguas del Río Narcea, el Molino de Pepe que por supuesto nos acercaremos a conocerlo previa petición en el teléfono 676 376 437, un gentil hombre que se acercará a enseñárnoslo y nos explicará su uso y funcionamiento.

Muniellos en Cangas del Narcea

Estamos en la Comarca de Fuentes del Narcea y en ella hay un nombre que no podemos dejar escapar, el Bosque de Muniellos, el cual atravesaremos en nuestra subida al inigualable Puerto del Connio. Declarado por la Unesco Reserva de la Biosfera en el año 2.000, es el mayor robledal de España y uno de los mejores conservados de Europa. A mitad de camino, su Centro de Interpretación nos ofrece la posibilidad de conocerlo mejor y documentarnos sobre estos parajes mágicos que en unos meses se engalanarán de intensos colores para mostrarnos uno de los mejores otoños de Asturias.

Puerto del Connio

Rodando por una angosta carretera llegaremos a la cima donde, de nuevo, se nos abre una ventana a un paisaje de dimensiones casi irreales que no podía ser otro que un paisaje asturiano.

San Antolín de Ibias

Después de atravesar pueblos con encanto como Cecos, en el que destaca su puente medieval, y tras 22 kilómetros de un trazado zig-zagueante, San Antolín de Ibias nos recibe con la silueta de la espadaña de su iglesia de Santa María recortada en el paisaje. Cabe destacar su Centro de Interpretación de la Palloza en donde se recrea la vivienda tradicional con medios, técnicas y materiales propios de la zona. Esto es el occidente de Asturias donde los materiales más característicos son la piedra y la pizarra, cuyo uso adquiere especial protagonismo en construcciones como los hórreos teitados y las pallozas. 

Pozo de las mujeres muertas

Estamos ya en la antesala del Pozo de las Mujeres Muertas, uno de los mejores puertos para las dos ruedas que conozco, donde paisaje y carretera conforman un apacible y perfecto binomio.

Ruta turística de los Puertos

Sus pronunciadas pendientes, que en ocasiones alcanzarán rampas del 10%, nos sitúan en la recta final de la que se conoce como Ruta Turística de los Puertos que, con sus 90 kilómetros aproximadamente de recorrido, se ha convertido en un itinerario mítico para cualquier motero y que, al ser circular, nos permitiría hacerlo a la inversa.

Estatua al emigrante en Pola de Allande

Por el conocido como Puente del Infierno, en el cual se encuentra el desvío hacia el Museo Etnográfico de Grandas de Salime (una de las colecciones más importantes del Norte de España), llegaremos a Pola de Allande donde la impronta de aquellos que se fueron a ´hacer las Américas´ queda latente en la abundante presencia de casonas indianas. Resultará imposible no clavar nuestra mirada en la estatua que homenajea al emigrante situada en pleno cruce. Aquí no nos faltará un lugar para tomar un refrigerio o degustar un sabroso plato de la exquisita gastronomía asturiana, así como una buena oportunidad para repostar nuestras monturas después de los 150 kilómetros que dejamos atrás.

Puerto del Palo

Alto de La Marta

En las primeras curvas del mítico Puerto del Palo, nos desviaremos hacia el colosal Alto de la Marta donde disfrutaremos de las bellas siluetas que dibujan las montañas en esta zona de Asturias.

Alto de Bustantigo

Cuando llegamos al Alto de Bustantigo, nos paramos a contemplar la Braña del Campel, atravesamos el parque eólico de la Sierra de Carondio que nos servirá de puerta de entrada a la maraña de curvas y más curvas que nos esperan hasta llegar a Boal, elegido Pueblo Ejemplar en el año 2.014. La carretera vuelve a estrecharse y el cruce de vehículos es prácticamente nulo pero no por ello debemos bajar la guardia. La Garganta será nuestro último balcón en este viaje para llegar, después de unos 284 kilómetros de recorrido, hasta Vegadeo buscando la costa, algo que en época estival, será un lujo para los sentidos.

En resumen, un viaje de gran valor paisajístico y cultural que reafirma el dicho de que Asturias es sin lugar a dudas, un Paraíso Natural

 

¡Descubre en moto el occidente de Asturias y compártelo en Facebook con tus amigos!

Texto y fotos: Sonia Barbosa Silva

 

Comentarios
No hay ningún comentario aún. Sea usted el primero.