El Camino de la Costa

Mucho antes de que se consolidara el Camino Francés, sin duda la ruta jacobea más conocida y transitada, los romeros medievales empezaron a preferir para su aventura el llamado Camino de la Costa, un recorrido de 815 kilómetros que atravesaba el noroeste peninsular siguiendo la línea de costa.
Cabo Busto (Valdés)Cabo Busto (Valdés).

La afluencia cada vez mayor de peregrinos que provenían bien del exterior del Reino de Asturias bien de los nuevos territorios reconquistados a los musulmanes hicieron que pronto comenzaran a explorarse nuevas vías por las que dirigirse a Compostela.

El Camino de la Costa, también llamado Camino de Santiago de la Costa, vendría a ser la prolongación del llamado "Camino de Soulac", que recorre las tierras más occidentales de Francia, una vez éste se adentra en la Península Ibérica. Si el Camino Primitivo constituyó la primera vía de peregrinación jacobea y trazó el itinerario que debían seguir aquellos que se encaminasen a la tumba del apóstol desde la capital del Reino de Asturias, el Camino de la Costa fue definiendo poco a poco la ruta de aquellos que venían desde más allá de la vieja sede regia y buscaban sendas menos arduas por las que llegar a Compostela. Cabe señalar que, aunque en torno a los siglos XI y XII los distintos monarcas empezaron a promocionar el Camino Francés, la ruta primitiva y la de la Costa mantuvieron un auge considerable por su condición de itinerarios seguros, ya que transcurrían por territorios netamente cristianizados, frente a aquella otra vía, que aún estaba expuesta a posibles incursiones musulmanas y entrañaba, por lo tanto, un mayor riesgo.

LAS ETAPAS

Como se ha dicho, el Camino de la Costa arranca en Irún y llega a Santiago después de atravesar todo el norte peninsular. Entra en Asturias por la ría de Tina Mayor y abandona la comunidad autónoma por la ría del Eo, recorriendo a lo largo de ese periplo entre dos aguas más de 283 kilómetros y veintiún concejos. Durante el trayecto, se combinan las Asturias rural y marinera con otra de carácter urbano, cuyos dominios se presentan fuertemente industrializados, dibujando así un perfil tan completo como idiosincrásico de una tierra que tiene muchas más caras de las que suelen reflejar las postales turísticas.

El itinerario oficial, que consta de trece etapas a su paso por la comunidad autónoma, puede dilatarse o contraerse tanto como los peregrinos quieran, ya que la zona cuenta con suficientes albergues y establecimientos turísticos como para que cada cual pueda amoldar sus pasos a las exigencias del Camino.

  • 1. Bustio - Llanes 24,4 km
  • 2. Llanes - Ribadesella/Ribeseya 30,4 km
  • 3. Ribadesella/Ribeseya - Priesca 29,0 km
  • 4. Priesca - Casquita 12,9 km
  • 5. Casquita - Gijón/Xixón 26,6 km
  • 6. Gijón/Xixón - Avilés 24,7 km
  • 7. Avilés - Muros de Nalón 22,2 km
  • 8. Muros de Nalón - Soto de Luiña 15,5 km
  • 9. Soto de Luiña - Vil.lamouros/Villademoros 19,8 km
  • 10. Vil.lamouros/Villademoros - Outur/Otur 20,4 km
  • 11. Outur/Otur - A Caridá/La Caridad 24,5 km
  • 12. A Caridá/La Caridad - A Veiga/Vegadeo 26,5 km
  • 13. A Veiga/Vegadeo - Santiago de Abres 7,0 km
Peregrinos (Pimiango - Ribadedeva)Peregrinos (Pimiango - Ribadedeva).
Mapa del Camino de la Costa
En nuestros días, la ruta viene a ser una especie de némesis del mencionado Camino Francés: si éste atraviesa grandes zonas montañosas para desenvolverse luego por las arideces mesetarias, aquél supera la franja fronteriza para discurrir en paralelo al mar Cantábrico, regalando toda una panorámica de las circunstancias históricas, económicas y sociales que han regido el devenir del norte peninsular.

Hay constancia de que durante el siglo XIII el Camino de la Costa conservaba su apogeo gracias a los peregrinos que optaban por ese itinerario al llegar al paso de Irún y a los que desembarcaban en los puertos de Bermeo o Bilbao.

Ría del Eo (Vegadeo)Ría del Eo (Vegadeo).
Entre el mar y la montaña, del centro a la periferia

Peregrinos (Caravia)Peregrinos (Caravia).
Uno de los principales atractivos de Asturias radica en la simbiosis entre el mar y la montaña. Ambos son protagonistas indiscutibles del Camino de la Costa. El primero, porque guía la andadura de los caminantes desde que entran en la comunidad autónoma por el concejo de Ribadedeva hasta que la abandonan por tierras de Vegadeo. La segunda, porque hará notar su presencia de distintas maneras: con evidente rotundidad al principio, cuando los peregrinos recorran la franja oriental de la región y descubran que en ella la distancia que media entre las aguas y las cumbres es mínima, y con más sutileza a su término, cuando las amplias rasas costeras del Occidente se vean interrumpidas, al filo del horizonte, por la silueta azulada de las cadenas montañosas. El Camino de la Costa dibuja un recorrido eminentemente rural y marinero, con paso obligado por pueblos y villas en cuyas calles se deja sentir el olor del salitre y por rincones anclados tierra adentro que han sabido mantener su lealtad a los viejos oficios.

Bufones de Pria (Llanes)Bufones de Pria (Llanes).
Entre unos y otros destacan las magníficas playas, que, en muchos casos, como en los del arenal de San Antolín o la bellísima Concha de Artedo, constituyen verdaderos parajes de ensueño en los que detenerse a descansar y reponer fuerzas antes de proseguir el viaje. Sobresalen, entre los múltiples atractivos naturales, el espectáculo torrencial de los bufones (orificios verticales que en días de marea alta expulsan chorros de mar pulverizada) y la silenciosa tranquilidad del Cabo Busto. Pero ambos rincones se ven interrumpidos y subrayados a mitad de trayecto por otra Asturias, la que ocupa el tramo central del territorio, en la que se aprecian con claridad el paso (y el peso) de la industrialización y los consiguientes flujos migratorios desde el campo, las montañas y los puertos hasta las grandes urbes. Es la Asturias que se muestra en el territorio comprendido entre Gijón/Xixón y Avilés (la primera y la tercera ciudad más importantes, por tamaño, de la región), con sus puertos comerciales y sus factorías de la antigua Ensidesa, hoy Arcelor Mittal, modificando los contornos de un paisaje en el que en ningún momento dejan de escucharse, para bien y para mal, los latidos de la historia.

Playa de Gueirua (Cudillero)Playa de Gueirua (Cudillero).
Los mitos y los ritos

Fundación Archivo de Indianos (Ribadedeva)Fundación Archivo de Indianos (Ribadedeva).
A lo largo de la costa asturiana, los ecos del pasado nos asaltan e interpelan. Las primeras huellas de la historia nos traen los ecos de los emigrantes que, tras hacer fortuna en sus lugares de destino, regresaron a su tierra natal con la vocación de dejar su impronta en ella. Todo el pueblo de Colombres da buena muestra de ello, pero cabe destacar, por razones obvias, el Archivo de Indianos, cuyas instalaciones ocupan la "Quinta Guadalupe", un hermoso edificio que preside el centro del núcleo urbano. La arquitectura indiana, no obstante, se dejará notar a lo largo de nuestro recorrido en lugares como Pendueles (con la llamada casona de Verines, sede de unos célebres encuentros literarios) y la propia villa de Llanes, con su casino, su basílica de Santa María y su torreón medieval encabezando unos atractivos a los que hay que sumar los "Cubos de la Memoria" pintados por Agustín Ibarrola.

Ribadesella/RibeseyaRibadesella/Ribeseya.
Cerca de allí, en la parroquia de Naves, se erige la portentosa iglesia de San Antolín de Bedón, uno de los mejores ejemplos de románico rural con los que cuenta Asturias y en cuyo entorno se dan cita la historia y la leyenda. También se conjugan ambos elementos unos cuantos kilómetros más adelante, en Ribadesella/Ribeseya. Allí se encuentra la cueva de Tito Bustillo, uno de los grandes santuarios paleolíticos del norte de España, cuyas pinturas merecen ser contempladas con admiración y detenimiento.


La perspectiva de la iglesia de Nuestra Señora de los Dolores levantándose sobre la marisma que separa las localidades de Barru/Barro y Niembru/Niembro es, probablemente, una de las estampas más singulares del oriente asturiano.

Nuestra Señora de los Dolores (Llanes)Nuestra Señora de los Dolores (Llanes).
Fue ésta una zona habitada desde antiguo, como demuestra el Museo del Jurásico, ubicado en los aledaños de Colunga, y hasta ella llegaron los afanes constructivos de los monarcas asturianos, que dejaron como legado la sorprendente iglesia prerrománica de San Salvador, en Priesca. En Villaviciosa destaca por su ligereza el templo románico de Santa María de la Oliva, pero también hay que prestar atención a la casa donde pernoctó Carlos V, en la que fue su primera noche en la Península Ibérica, cuando vino a tomar posesión del trono. Muy cerca, en Amandi, otra iglesia románica, la de San Juan, sorprenderá a quienes busquen en su interior la originalidad de su ábside de arcos semicirculares apoyados en columnas de doble piso.

Museo del Jurásico de Asturias (Colunga)Museo del Jurásico de Asturias (Colunga).
Del mismo modo, entre Gijón/Xixón y Avilés vale la pena recorrer con calma la necrópolis tumular del monte Areo. Sobra mencionar que ambas ciudades piden un paseo sosegado por sus calles. Nos anunciará esta penetración en el área central de la región la silueta de la Universidad Laboral, que, proyectada por el arquitecto Luis Moya en tiempos del franquismo, constituye aún en nuestros días el edificio más grande de España.


El centro de Gijón/Xixón, con sus emblemáticas playas de San Lorenzo y Poniente, el barrio de Cimavilla/ Cimadevilla y el cerro de Santa Catalina, conforma todo un mascarón de proa orientado al horizonte.

Elogio del Horizonte (Gijón/Xixón)Elogio del Horizonte (Gijón/Xixón).

El casco antiguo de Avilés, con sus iglesias de San Francisco y San Nicolás de Bari, su palacio de Camposagrado y su emblemática calle de Galiana, es una de las sorpresas de la Asturias central, complementada por las líneas vanguardistas del Centro Niemeyer.

Calle Galiana (Avilés)Calle Galiana (Avilés).
Embarcadero en la desembocadura del río Nalón (Soto del Barco)Embarcadero en la desembocadura del río Nalón (Soto del Barco).
El paso del río Nalón, en Sotu/Soto del Barco, marca la incursión en la franja occidental, que se hará patente al paso por Muros de Nalón. El occidente de Asturias es rico en enclaves marineros, y aunque el Camino no pase por Cudillero sí lo hace por sus aledaños, donde cabe admirar edificios como la suntuosa finca de los Selgas (El Pito) antes de dejarse llevar hasta Soto de Luiña, con su elegante iglesia barroca de Santa María.

En Cadavéu/Cadavedo se conserva la casa donde vivió y escribió el padre Galo, lo que es tanto como decir el lugar donde nació la literatura asturiana moderna, y la de L.luarca/Luarca es una de las visitas más agradecidas de este tramodel trayecto, sobre todo por su soberbio cementerio marino que regala unas vistas inigualables sobre la propia villa y sobre el Cantábrico. También Navia tiene resonancias literarias: aquí nació el poeta Ramón de Campoamor, tan leído en el siglo XIX. El Camino abandona Asturias por la localidad de Santiago de Abres, una vez superado A Veiga/Vegadeo, para dentrarse ya en tierras de Galicia.

Cadavéu/Cadavedo (Valdés)Cadavéu/Cadavedo (Valdés).

Itinerario y etapas del Camino de la Costa

Bustio - A Veiga/Vegadeo: 283,8 km.
Bustio - Llanes - 24,4 km
Bustio | Colombres | La Franca | Buelna | Pendueles | Bufones de Arenillas | Purón | La Ballota | Andrín | Llanes
Llanes - Ribadesella/Ribeseya - 30,4 km
Llanes | Po/Poo | Celoriu/Celorio | Barru/Barro | Niembru/Niembro | Naves | Villahormes | Piñeres de Pría | Cuerres | Ribadesella/Ribeseya
Ribadesella/Ribeseya-Priesca - 29,0 km
Ribadesella/Ribeseya | San Pedru/San Pedro | San Esteban de Leces | La Vega | Berbes | Arenal de Morís | La Isla | Colunga | Pernús | La Llera | San Salvador de Priesca | La Vega de Priesca
Priesca - Casquita - 12,9 km
La Vega de Priesca | Sebrayu/Sebrayo | Villaviciosa | «Variante de caminos»
Casquita - Gijón/Xixón - 26,6 km
Casquita | Niévares | Alto de la Cruz | Pion/Peón | Curviellu/Curbiello | Cabueñes | Gijón/Xixón
Gijón/Xixón - Avilés - 24,7 km
Gijón/Xixón | Monte Areo | El Valle | Tamón | Trasona/Tresona | Avilés
Avilés - Muros de Nalón - 22,2 km
Avilés | San Cristóbal | Salinas | Samartín de L'Aspra/San Martín de Laspra | Barrio de la Cruz | Santiagu'l Monte/Santiago del Monte | Ranón | Riolavega| Sotu/Soto del Barco | Muros de Nalón
Muros de Nalón - Soto de Luiña - 15,5
Muros de Nalón | El Pito | Rellayo | Arroyo Concha de Artedo | Soto de Luiña
Soto de Luiña - Vil.lamouros/Villademoros - 19,8 km
Soto de Luiña | Cruce a Valdredo | Novellana | Castañeras | Santa Marina | Ballota | Cadavéu/Cadavedo | Vil.lamouros/Villademoros
Vil.lamouros/Villademoros - Outur/Otur - 20,4 km
Vil.lamouros/Villademoros | San Crituébanu/San Cristóbal | Queirúas/Querúas | Caneiru/Canero | Caroyas | Barcia | Almuña | L.luarca/ Luarca | Outur/Otur
Outur/Otur - A Caridá/La Caridad - 24,5 km
Outur/Otur | Villapedre | Piñera | Villaoril | La Colorada | Navia | Jarrio | Cartavio | A Caridá/La Caridad
A Caridá/La Caridad - A Veiga/Vegadeo - 26,5 km
A Caridá/La Caridad | El Franco | Porcía | Brul | A Veiga/Vegadeo
A Veiga/Vegadeo - Santiago de Abres - 7,0 km
Subir al inicio