Enviar Imprimir
San Esteban de Pravia - Playa del Aguilar
Km 0
Km 0
San Esteban de Pravia - Playa del Aguilar (Centro de Asturias)
6,3 kms
A pie Tiempo (ida): 2 h.
Dificultad
Trazado de la ruta

Senda de baja dificultad que transcurre en el concejo de Muros de Nalón

6 kms
Descripción San Esteban de Pravia - Playa del Aguilar

A San Esteban de Pravia se puede acceder en tren o por carretera a través de la N-632, una vez atravesado Soto del Barco por la carretera de Muros.

El itinerario de esta senda se desarrolla en el concejo de Muros de Nalón, y posee un claro interés paisajístico en el que no faltan elementos históricoindustriales que permiten combinar de un modo ameno cultura, sol y playa.

El territorio de Muros de Nalón, en la margen izquierda del río Nalón, ofrece en su breve territorio, unos 8 km2, una sugerente variedad de recursos (mar, playas, campo, senderismo, historia, tranquilidad...) para quienes busquen cierta distancia de destinos más populosos (Luarca, Cudillero, Salinas o Avilés).

Integrada en la denominada senda norte, esta senda también denominada ruta de los miradores, es una atractiva sugerencia para el tiempo de ocio. Sendas de pescadores, caleyas, vías de ferrocarril..., todas se entrelazan y transforman en un intenso paseo apto para todo tipo de públicos que anden bien ¡de corazón!

Caminar junto al mar siempre ha sido una actividad que favorece la meditación y relax. Absortos por refrescantes incentivos en nuestros sentidos de olas, brisa, fauna… estimulan nuevas sensaciones a través de aromas, sonidos, luces o tactos, al tiempo que tonifica nuestros músculos. Y más allá de un diverso patrimonio cultural y natural son, tal vez, la mejor razón para ponerse en ruta. Una ocasión perfecta para perderse o encontrarse a sí mismo, caminar con amigos, en familia, solo o en pareja.

El perfil en la distancia de las puntas y cabos de las tierras del occidente asturiano serán a lo largo de la ruta una desafiante actividad para caminantes perspicaces. Para amantes de espectáculos naturales, el ocaso y amanecer serán cita ineludible para acudir a los miradores dispuestos.

En el estuario del río Nalón, a ambas márgenes de su desembocadura, aparecen dos puertos vecinos a los que la historia les asignaría una historia bien distinta: San Juan de la Arena y San Esteban de Pravia.

El puerto de San Esteban y alrededores fue durante los primeros años de 1900 frecuentado por un grupo de notables pintores y escritores. Colonia de artistas, que en la atmósfera del lugar encuentran inspiración para sus creaciones.

Contemporáneo será el despegue comercial e industrial a partir de la exportación del carbón, gracias a la conexión ferroviaria con el corazón de la cuenca minera, tras el ensayo de los "chalaneros" del siglo anterior. Así, es hoy visible uno de los patrimonios industriales más interesantes y mejor conservados. Un paseo por lo que fue el mayor puerto carbonero cantábrico hasta mitad del siglo XX, amalgama de armadores, chalets, astillero, estación, grúas… refleja un esplendoroso pasado.

Se inicia esta senda en la villa de San Esteban de Pravia, en el barrio del Muelle, entre las calles de Suárez Inclán y Castro Plasencia.

Se atraviesa la villa por sus calles interiores hasta llegar al edificio de la Junta del Puerto, donde se avista la ría de San Esteban y la senda se adentra en el Conjunto Histórico Industrial del Puerto de San Esteban.

En este punto la senda desciende para ir paralela a la ría con unas vistas extraordinarias, tanto de la ría como de San Juan de La Arena, en la margen derecha de la ría. A unos 1.500 m de San Esteban tenemos unas importantes instalaciones deportivas con una piscina de agua salada, una pequeña área recreativa y un gran aparcamiento.

Próximos a la desembocadura del Nalón los muros del muelle y espigones constituyen un lugar de gran interés para la pesca deportiva. Doscientos metros más adelante se alcanza la playa de los Garrunchos donde comienza la subida hasta el mirador del Espíritu Santo, siendo esta es la parte más "costosa" de la ruta porque tenemos que subir unos 420 escalones, que aunque cómodos no dejan de ser unos cuantos, eso sí, subirlos nos permitirá tener una panorámica excelente, en dirección este, se la desembocadura del río Nalón, la playa de los Quebrantos, playón de Bayas y hasta la isla de la Deva. Al oeste toda la costa hasta faro Vidío.

En esta zona también se dispone de un área recreativa donde poder descansar y disfrutar de las vistas.
La senda continúa dejando a la derecha las playas del Focarón y los Espinos. Más adelante y atravesando bosques de pino y eucalipto se alcanza un área de descanso, y luego el mirador de la Atalaya, lugar desde el cual existe nuevamente una gran panorámica de la costa hacia el oeste que termina en el faro Vidio. A nuestros pies quedan las playas de la Conchiquina, la Atalaya y Cazonera.

Continuamos nuestro recorrido atravesando bosquetes de pinos y eucaliptos dejando la villa de Muros del Nalón a nuestra izquierda dejando atrás y a nuestra derecha las playas de Las Llanas, Xan Xu, Rabadugo y Veneiro o Xilo, para finalizar nuestra ruta en la playa del Aguilar, la playa más importante del concejo de Muros del Nalón.