Send Print
Ruta de las Xanas
Km 0
Km 0
Ruta de las Xanas (Centro de Asturias)
8 km kms
On foot 1 h. 30 min
Difficulty
Access

Comienza en el área recreativa del Molín de les Xanes, cerca del pueblo de Villanueva, donde encontramos un aparcamiento en el que podemos dejar nuestro coche.

Related documents

Una de las rutas más conocidas de Asturias, y no es para menos. Este desfiladero abierto en la roca por el arroyo de les Xanes es un espectáculo para la vista y para la cámara.

En él podemos descubrir, si nos fijamos bien, estalactitas de antiguas cuevas abiertas en la caliza y que el río cortó dejándolas al descubierto.

 


Remarks

Área recreativa del Molín de les Xanes - Pedroveya

Summary Ruta de las Xanas

En el fondo del valle, bajo nuestros pies, se desarrolla un bosque de ribera típico del que sólo vemos las copas desde el aire; encima, en las zonas donde la caliza casi no tiene tierra, en sus grietas, son las encinas las que sobreviven  a duras penas.

La minería del hierro nos dejó en la zona su huella en una antigua mina cuya boca encontramos en plena ruta. Según ascendemos vamos dejando atrás la garganta, para introducirnos en el bosque, primero, y en los verdes pastos, después, que culminarán junto a la iglesia de Pedroveya, donde sentarnos a comer el bocadillo si no tenemos mesa reservada en el pueblo y a disfrutar de un paisaje idílico.

8 kms
Description Área Recreativa del Molín de las Xanas (Santo Adriano) - Pedroveya (Quirós)

Esta preciosa y fácil ruta de ida y vuelta recorre el desfiladero de les Xanes, uno de los más conocidos y visitados de Asturias. Se trata de una profunda grieta situada en las proximidades de la sierra del Aramo, por cuyo fondo discurre el arroyo de les Xanes.

Comienza en el área recreativa del Molín de les Xanes, cerca del pueblo de Villanueva, donde encontramos un aparcamiento en el que podemos dejar nuestro coche.

A unos 500 metros del estacionamiento, a la derecha, vemos un panel explicativo que da inicio a la senda. Se trata de un pedrero, excavado en la pared de roca, elaborado a mediados del siglo pasado con el fin de comunicar los pueblos de La Rebollada, Dosango (Santo Adriano) y Pedroveya (Quirós) con el valle de Trubia; en algunos puntos se encuentra al borde del precipicio, entre 80 y 100 metros por encima de las aguas.

Cuando llevamos caminados unos 2 kilómetros, aproximadamente, el entorno cambia por completo y el sendero se adentra en un bosque, donde ya podemos ver las aguas del arroyo de les Xanes.

Llevaremos caminados 3,8 kilómetros cuando ya salimos del bosque y llegamos a un claro; ya estamos casi al final de nuestra ruta. A los pocos metros, justo enfrente, se encuentra Pedroveya, con su hermosa iglesia de San Antonio, y si damos la vuelta y observamos el paisaje, podemos ver todo el sendero del desfiladero que recorrimos.

El camino de vuelta hay que hacerlo por el mismo sitio en sentido contrario, aunque también existe la posibilidad de regresar por la ruta de Valdolayés, pero para ello se tiene que subir al pueblo de Dosango.